Desahogo y reseñas

Cuentos

Hegel el destrozado.

julio 13, 2019

Hegel el destrozado.

Desnudo, sentado frente a una ventana abierta fumando crack, Hegel contemplaba sus pies; pies largos, con cayos, llenos de pelos y uñas alargadas. Tomó el derecho y lo levantó hasta su rostro, mordió la uña del pulgar queriendo cortarla un poco, pero terminó por arrancarla toda. Gimió de dolor, luego tocó con su lengua la nueva herida y pensó que ese dolor ni siquiera se asemejaba  a lo que sintió cuando Kant, el amor de su vida, se marchó para siempre. El recuerdo de su amado y los días felices que pasaron siendo uno, lo llevaron a pararse junto a la ventana, luego se arrojó. Tardó unos segundos en notar que no estaba cayendo, si no volando. Por cada segundo se elevaba 10 metros, y entre más alto estaba menos pena sentía.

Hegel fue hallado muerto por un vecino unos días después en su pequeño cuarto en Berlín. Estaba a un lado de la ventana, desnudo y con los pies destrozados.

***

Esto es un ejercicio de reescritura, se toman a personajes de la cultura popular (o de determinada cultura) y se llevan a un contexto completamente distinto del que estamos acostumbrados a verlos.

Es un cuento corto, cosa que no suelo hacer por miedo y porque aún me falla bastante el género, sí, me estoy justificando.


    Written by:



    Leave a comment

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *